5 cosas a tener en cuenta para saber si compras una casa cara o barata

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

Estas son las 4 cosas que debes de tener en cuenta antes de comprar una vivienda para saber si estas comprando caro o barato:

1.- La ubicación. Lo primero que deben hacer los futuros propietarios a la hora de valorar el precio es compararlo con el de otras ofertas de la zona en la que se sitúa el inmueble. Los expertos, no obstante, recomiendan ser cautos, ya que es complejo comparar dos apartamentos que, pese a encontrarse cerca, no comparten características. “Si hay mucha diferencia es posible que se estén comparando pisos de distintas épocas, por ejemplo, uno de los años 80 [habitualmente más barato] con otro de una promoción reciente”, apunta María Matos, directora de Estudios de Fotocasa.

2.- Las características y la altura. Hay otras ocasiones, explica Juan Villén, director de Idealista Hipotecas, en las que los compradores encuentran grandes diferencias entre viviendas muy similares, incluso situadas en el mismo edificio. En estos casos, hay que mirar con lupa cada inmueble para justificar esa prima de valor.“Hay características muy subjetivas que condicionan los precios, como la distribución de los espacios o la altura del piso”, explica este experto.

3.- También influye la orientación y si la vivienda es exterior o interior. Los apartamentos que dan a la calle tienen un precio mayor. Suele ser más caro, además, un apartamento en una planta elevada, más aún si incluye vistas a zonas con naturaleza. “La razón por la que la vivienda de obra nueva está al alza es que en estos inmuebles es más fácil encontrar estas características”, asegura Matos.

4.- La eficiencia energética. José Manuel Fernández, subdirector general de la Unión de Créditos Inmobiliarios (UCI), recomienda informarse también sobre si la vivienda cumple con los estándares de eficiencia energética, ya sea mediante materiales aislantes que mantengan el calor o con electrodomésticos de bajo consumo, porque esto hace crecer su valor

5.- La cuota mensual de una hipoteca no debe superar el 30% de los ingresos del hogar, según los expertos en mercado hipotecario. Este porcentaje es el que las entidades bancarias estiman adecuado para que el propietario pueda hacer frente al pago de la hipoteca y al resto de gastos fijos, así como para destinar una partida al ahorro.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email

No Comment

Deja tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otros artículos que también te pueden interesar